22 sept. 2014

VIII Japan Weekend Madrid

Acudiendo por segunda vez a un evento ya sabes que es lo que va a fallar y que es lo que te va a salir bien, en caso de Japan Weekend Madrid su organización roza lo caótico hasta puntos insospechables y sabes que por cualquier cosa que hagas, y que no les guste, pueden quedarse la fianza.

Pero esta edición hemos tenido una agradable sorpresa, ni mas ni menos que el nuevo encargado de No Comerciales.







Alguien que ha coordinado desde dos meses antes del evento con profesionalidad y cuidando que todos estuviéramos lo mas a gusto posible en unas instalaciones que han abarcado planta y media del Pabellón de Cristal, que no ha dudado en recorrerse los mas de cien stand pidiendo perdón por algo que el no podía controlar, del que no fue avisado con claridad y que ademas no fue tratado como se debería por otros compañeros -no señores, cuando una silla se rompe, ocasionando incluso una caída, por que las condiciones en las que está son ruinosas, un “te aguantas, no es problema nuestro” no es una respuesta-, que ha sabido estar al pie del cañón y conseguir que los problemas que surgían se solucionaran en el menor tiempo posible, haciendo mas llevadero un evento que ha sido concurrido, algo largo y, hasta cierto punto, estresante.


Parte trasera del stand, única foto decente que conseguí sacar.
Ha merecido la pena, no solo por ver disfrutar a la gente con la sección de No Comerciales sino con el evento en si a pesar del caos inicial y de que algunas actividades no terminaran saliendo como se pensaba en un principio.







Agradecimientos especiales a Teresa, Oruga Calva, Rose Nomec y Tara-chan por ayudarme con el stand durante estos días.